Después de una amplia trayectoria en las artes gráficas y siempre rodeado de inquietudes, dedico mi tiempo al siempre apasionante y satisfactorio mundo de la fotografía. En el no solo he descubierto una gran afición, sino también un amplio campo profesional que me ha llevado al estudio y a la búsqueda de técnicas y conocimientos. Poco a poco he ido descubriendo diversos tratamientos y gestión de las imágenes y a día de hoy, creo haber encontrado un estilo propio que me parece interesante mostrar. No obstante, sigo cada día investigando y trabajando duro para ir desarrollando nuevos estilos y nuevas técnicas, ya no solo para aplicarlas en el campo profesional, sino como reto personal.

 

 

Una fotografía debe ser agradable, alegre y bella. Ya hay un montón de cosas aburridas en la vida.

Auguste Renoir